Etapa 4 Berducedo – Castro

Cuando las piernas andan porque lo hace el corazón 

Lo sé y estoy convencido que algo más había ahí… no quiero saber más simplemente saber que sigues conmigo a cada paso …..

 
Nos comentaba anoche la buena de María de la que creo hablábamos días atrás  (y una de esas personas que te pone el Camino) que la etapa de hoy era dura y desanimosa por ser de transición y porque no veríamos nada en la misma, salvo la Presa de Grandes… claro que ella no contaba con que todos los astros se alinearán para ver lo que luego os contaré. Curioso  ver, a modo de inciso, chateando con ella anoche (y eso q me confesó que lo odiaba) lo  que es vivir el camino desde el punto de vista económico o desde el espiritual que supone, como también nos lo ha demostrado la visita de LuisMa (Hospitalero de Berducedo) que a las 7:30 que prestó vino a sellarnos y a darnos a ánimos en el continuar de nuestro periplo y dejarnos la frase con la que hoy comienzo el post. 

Finalmente Nicolás, el chaval argentino que conocimos anoche, decidió acompañarnos. Es increíble ver cómo alguien con lo básico, un abrigo con un chubasquero fino, unas “pisamierdas” un par de calcetines   y una bolsa de deporte colgada en bandolera,  haya decidido emprender algo así a sus 26 años junto a nosotros que solo para elegir las botas tiramos una tarde entera y varias para acomodarlas y rodarlas antes de venir. Pero sobre todo impresiona ver la determinación y lo claro q tiene muchas cosas … no para de sorprendernos sin duda este camino !! Desayuno rápido en El Cafetin, a las 7:30, un café con leche y media palmera infumable y a comenzar el día. Los primeros pasó los dimos de noche … desconocedores de todo lo bueno que nos aguardaba el día … 

… que me invites a darme cuenta de todo lo bueno que hay en mi día a día

Hoy algo más bucólicos, en la Etapa que más me llenó y gusto hasta la fecha, quizás “fumados” de los enormes espectáculos en forma de paisajes que vimos, sus  contrastes o  quizás porque el camino ya empiece a colmar  …  porque el caminar nos enseña a aprender,  a pedir  al señor que Todo menos rendirnos, todo menos sentarnos desolados a esperar la muerte en vida. Hoy resultó tiempo de conocerse, de abrirse, de adecuarse (ya es cuarto día) a saber encontrar algo más en las rutinas diarias que tiene la vida que de normal llevamos. Tiempo para conocerse para descubrir nuevas inquietudes como las que traía el improvisado amigo que nos surgió hoy, y que andaba  con nosotros, al que hoy osamos, y  nos permitimos  la “indecencia” de dar consejos: hablando de lo divino y lo humano desde los ironman, mujeres buenas y malas hasta que el camino se nos acabó y nos dejo en silencio… nos daba  entre mezcla de pena y miedo dar un paso más, entre seguir por que se nos acababa el impresionante paisaje que las nubes nos  habían formado para darnos los buenos días  y miedo por la propia niebla, y sensación de que  metiendose ahí acaba todo… así de repente .. (La impotencia es tremenda porque las mil fotos que tiramos, como ayer , NO hacen justicia a nada …. ).


Desayuno en un sitio precioso mirador de Salime: lata de sardinas en aceite; es increíble como algo tan básico con un mendrugo de pan duro dividido entre tres puede resultar algo tan exquisito. Tuvimos que prolongar hasta Castro en cuatro kilómetros más los que estaba previsto (al estar cerrado el Albergue de Grandas) que han sido sin duda los menos llevaderos (por aburrido), pero veníamos con tal impregna en nuestras retinas que nada importó. Natalia, amabilísima nos sirvio una excelente Crema de verduras, guiso de carne y Tarta De Santiago,y  nos tumbamos en aquel Albergue a rememorar lo sucedido …

La tarde estirando y curando heridas (menos mal que el  grande  de Luisma nos enseñó que anda el corazón), jugando al parchis y cena ligera con un poco de fiambre  para dormir pronto. Salve y los 3 Vitor prometidos que hoy comienzan “nuestras novenas”…. 

 Mañana ya llegamos a la provincia de Lugo y justo ahora atravesamos la barrera de los 100k, el tercio de los que nos quedan, y 226ers (¿os suena? hasta Santiago, solo que esta vez no dispongo de bici con la que “recortar” 180 como en el IM, pero esperemos que Dios o quien quiera se encontrará detrás de esas nubes de hoy, nos siga dando la fuerza y entereza suficiente. 

El camino se cortaba, y nos ponía en silencio continuamente… y parecía acabar …. Si TU no enciendes el HORIZONTE caminamos en círculo hacía ninguna parte … Si TÚ no incendias el corazon y la entraña las piernas no saben a dónde ir

Parte de Guerra de los días acumulados … ya vamos secando heridas :)))

 
Hora de Amanecer: 07:00
Hora de Salida: 8:00
Llegada Destino: 14:41
Tiempo: 6 horas 41 minutos

Horas Andando: 5 horas 11 minutos 

Kms Recorridos: 25,77 Kms.
Desnivel Metros: 837 metros
Kms. Acumulados: 102.20 Kms
Grados: -2 14 Grados 
Gastos: 10 (Albergue Berducedo) + 5,30 € (Desayuno)  + 26,00 € (Albergue+Desayuno) + 18 (Comida)  + 14,00 (Cena)

Gasto Total Acumulado + : 942,65

Os dejo enlaces y datos caminoS y rutas: 



https://www.strava.com/activities/788906046/shareable_images/map_based?hl=es-ES&v=1480435225

http://tpks.ws/sLOrZ

Anuncios

Etapa 3 Bores- Berducedo

 

Silencios que ayudan a encontrar respuestas …

Salíamos de frío Albergue apenas amaneciendo comiendo algo de fruta que la buena de María nos dejó como detalle. Check-in a las ampollas del talón derecho y comprobando que todo más o menos bien. Manolo el tío estupendament ni rastro de cansancio y las piernas como una rosa. Improvisamos desayuno en La Mortera advertidos cómo íbamos de que es único sitio de la civilización donde coger sobre todo agua. En una tienda con solera y olor de las de antaño (Casa Boto) con una señora mayor que nos recordó que éramos de la provincia del Crimen y de la que no hicimos honor ¡de milagro!; aprovechamos para desayunar un bollo y un platano, y ya aprovechamos para coger botellas de agua y una lata de atún que con la barra de pan recién hecho, que también cogimos al panadero q acababa de parar, tomar tentenpie a media mañana … Cuenta de la vieja de las de antes, en papel de estraza a 5,25 € y a Hospitales :))


Teníamos mucha fé puesta en la etapa y lo cierto es que no nos defraudó: en absoluto. El día era un verdadero regalo de cielo, y a veces crees estar atravesando bosques de otro país más nórdico, que concluye vías  en senderos imposibles. Nos las prometíamos felices como siempre desprendiéndonos de nuestra chaqueta y primeras capas, para llegar incluso a ponernos hasta en manga corta; hemos pasado de esa, a chaqueta con gorro y guantes de nuevo en apenas media hora. Pasando por auténticas vías de nieve virgen en las que se oía solo el crujir de nuestros pasos. El espectáculo a un lado y a otro era dantesco y las fotos no le hacen justicia a lo q veíamos. Era lo más parecido de estar cercano a Dios, por cursi que parezca. Caballos salvajes, vacas, terneros en libertad… No nos importo parar las veces que hizo falta (de ahí las más de 8 horas de travesía hoy) a contemplarlo, a seguir bebiendo de aquello q emanaba tanta paz. 

Nos asustamos viendo lo rápido que corrian las nubes, y como se pasaba del sol más absoluto, al frío más helador pero escondíamos el miedo con más silencio … ya os digo que el día no estaba hoy de charleta… solo la hemos roto casi viéndonos llegar hablando del personaje que era Martín Fernández que hasta desde el cielo es capaz de hacer y mandar para que con el santo al cielo hablando de él, nos hiciéramos, 1km de más de lo que nos despistó la poca conversación que entablamos … 
Y es que … hoy el día se tornó silencioso desde el principio. No sé si serían las primeras llagas en los pies que hacen acto de aparición, que ya nos sabemos casi todo el uno del otro, o que directamente no queríamos perturbar el impresionante paisaje que el Camino nos iba ofreciendo. Sea como fuere ha sido dia de interiorizar, de hablar para dentro, y de encuentros con uno mismo.
Llegamos a Berducedo por fin después de una Etapa durísima, de las tres la más dura hasta la fecha desniveles brutales, y pavimentos de piedra y nieve a medio metro (literal) infernales … 
Día hoy para aprender que del agua llovida en forma de nieve salen botellas de agua que seguir bebiendo. Impresionaban ciertamente ver auténticos pueblos fantasma como Montefurtado, o Lago. 

Nos acojonó ver el Albergue cerrado y la señora del Bar el Cafetin donde entregan llaves diciendo que estaba abandonado al igual que los otros tres privados. Eso exigía irnos 5 kilómetros y no podíamos ya ni física ni mentalmente. Pero además (la mujer “animosa” con los peregrinos) nos dice que en los dos próximos puntos q teníamos de parada, tampoco tendremos Albergue abierto.


La comida, después fue casi a las 17 horas. Días de mucho vísperas de nada, por no tener en Berducedo ni pan… la buena señora nos sacó dos picos (literal) a los que le pudimos meter Chorizo Revilla… 14,15.

Aún con el cuerpo revuelto por no tener sitio seguro de dormir, menos  mal q María (Hospitalera en Borres) nos puso mensaje para que empujáramos la puerta y comprobar que allí había ¡otro peregrino! Por fin!!! Allí estaba el bueno de NicolásX  argentino para más señas con el que compartiremos velada hablando del Cholo casi seguro … y quién sabe si un buen amigo con el que continuar camino. 

Bajamos a la noche a buscar un litro de leche algo de agua para tomar antes de dormir y a por la de mañana algo más fácil, y esperemos que más llevadera que la de hoy 

Hora de Amanecer: 07:30

Hora de Salida: 8:20

Llegada Destino: 16:44

Tiempo: 8 horas 24 minutos 
Horas Andando: 5 horas 49 minutos 

Kms Recorridos: 27,17 Kms.

Desnivel Metros:   1.052 metros

Kms. Acumulados: 76.570 Kms

Grados: -2 14 Grados 

Gastos: 5,25 € (Almuerzo) – 14,15 € (Comida Bocadillos ) + 6,75 € Cena (Bollo, Sardinas, Agua y 1l leche)

Gasto Total Acumulado + : 871,35

https://www.strava.com/activities/788106826/shareable_images/map_based?hl=es-ES&v=1480362943

Etapa 2 La Espina-Borres

Esperando y queriendo crecer como lo hacen estos caminos 

Ayer un fatídico café de los que antes no quitaban sueño y ahora de mayor desvelan el alma me ha permitido descansar dos horas menos de las previstas … así con poco dormido, decidimos retardar la salida y estando en pie desde las 7:30 salíamos de Albergue a las 8:20 de la mañana … Dirección Borres.

La constante ha sido la de ayer: paisajes indescriptibles con unos terrenos muy llenos de lodo que dificultaban la marcha. No nos imaginamos lo que sería esto con lluvia. Hablando de lo divino y humano compartiendo la experiencia de ir juntos de disfrutar de la compañía compartiendo silencios y a la vez compartiendo otras muchas cosas… Hemos salido en ayunas, pues no había nada abierto hasta un par de horas después que llegábamos al primer bar de pueblo grande. 

Tineo Hotel Palacio de Meras, Agua, Amstel y un par de montados con sus respectivos caldos reconfortadores. No hace frío pero apetecen más aún sabiendo lo que queda. Aprovechamos para quitarnos la primera capa que llevábamos demasiado precavidos, incluso para volver a cambiar chaqueta por algo más fresco y seguir camino. 

Hemos salido pensando que la etapa volvía a ser llana… Y aquí llano no hay nada … el ascenso al Monte Braguñas nada más salir de Tineo… y hasta que no hemos llegado al Pico del Cuerno y rodeado luego bajando posteriormente toda la Sierra de Oboma, por su espectacular ladera, no nos ha dado tregua 

Tan solo la presencia de un perro boxer, (como me acuerdo de Zanco) y las advertencias de un buen hombre (uno más que advierte) sobre  la Ruta de Hospitales … han sido lo único perturbador del camino: Bosques inacabables de robles, castaños abedules y hayas que han sido nuestros únicos acompañantes en todo este paso… bueno eso y los enormes paisajes de los que adjunto fotos y que nos han llevado sin palabras buena parte del camino quizá temerosos de romper ese momento mágico (las imágenes hablan por sí solas) ha habido un rato de bajón, no anunciándosenos nunca la llegada del Campiello (lo que dividabamos era la aldea de Villaluz) donde teníamos prevista comida y nunca llegaba la misma, viendo que la hora de comer se nos iba a ir a las 15:00 …

Finalmente decidimos cambiar plan sobre las marcha y precindir de los míticos Ricardo y/o Herminia en Campiello y continuamos al Barin de Borres donde fue todo un acierto: Por mediación de María a la que mensajeamos llegando, Gloria nos deleitó con Fabada y tortilla de patata recién hecha que me supusieron uno de las comidas que más he saboreado en tiempos. Mereció sin duda la pena!

El Barin: la Recompensa iba en las caras reflejada!

Hemos intentado localizar parroquia alguna para ir a Misa y algún supermercado para avituallar la etapa de mañana, donde estaremos casi 3 horas ascendiendo sin apenas contacto con el mundo exterior, y que a su vez nos hicieran la tarde más llevadera pero no fue posible. 

Finalmente y haciéndose tarde nos fuimos para el caótico (por frío) pero muy limpio Albergue, donde decidimos no cenar, curar las primeras ampollas y casi caer dormido escribiendo estas líneas 

Aspecto solitario que presentan todos los albergues hasta la fecha … Buscábamos soledad pero compartir algo ….


Mañana será la etapa reina (con la que llevamos soñando) y si el tiempo, aire, niebla y nieve no lo impide podremos hacer la variante Hospitales que no todo el mundo es capaz de realizar ante lo que dificulta la misma el tiempo.

 

Hora de Amanecer: 07:30

Hora de Salida: 8:20

Llegada Destino: 15:30

Tiempo: 7 horas 10 minutos 
Horas Andando: 6 horas 15 minutos 

Kms Recorridos: 28.600 Kms.

Desnivel Metros:  772 metros

Kms. Acumulados: 49.400 Kms

Grados: 6-14 Grados 

Gastos: 9.50 (Almuerzo) – 30.40 (Comida + Albergue) + 6 € Donativo 

Acumulado + : 845,20

Hoy NO os dejo enlaces y datos caminoS y rutas porque el Garmin no las quiere subir las actualizare a la vuelta.